Lucia de Lammermoor – Proyección – Programa: Eduardo Aisa

Lucia e Lammermoor- DVD Proyección_n

Amigos :

Me complace publicar este anuncio de la proyección que la Asociación Riojana de Amigos de la Ópera realizaremos este próximo jueves 17 de marzo , en la Sala de Cultura de Ibercaja, a las 7:30, en Portales 48.

La ópera es Lucia de Lammermoor de Gaetano Donizetti.

El programa es una edición original de Eduardo Aisa, que como de costumbre, nos entrega un trabajo de síntesis argumental y notas sobre la obra y autor elaboradísismos y de categoría, para guardar en nuestros archivos.

Si no tenéis otro compromiso para ese día, os sugiero que no perdáis esta ocasión de ver esta ópera en una representación buenísima grabada en el Metropolitan de Nueva York, con los comentarios de Eduardo.

 

Lucia de Lammrmoor-Programa de mano -Eduardo Aisa-A.R.A.O.

¡Oído cocina! 14 Tournedos Rossini

Estamos a 29 de febrero, como en 2012. ¿Somos un día más viejos y  24 horas más? Quita hombre, me niego. En todo caso hemos tenido la fortuna de vivir ¿24 horas más? Ni idea. Esta mañana decían en la tele lo de este 29 y sus 24 horas, que si no ponemos en el calendario el día 29 años el caos terráqueo-universal no habría quien lo entendiera. A lo mejor precisamos resucitar al sabio Einstein para que nos descifrase  la relatividad de este enigma, porque todo es relativo, o no? Posiblemente a nuestro sabio se la trajera al pairo, que pasa de semejante simpleza.

Pero veamos, amigo lector que a estas líneas honor haces la vista posando, mírate trabajando, desde el primer día que fichaste. Te imaginas  a tus 37 años diciendo, se acabó de chapar, tengo las pasta suficiente para dedicarme a lo que me dé la santa gana, hacer maquetas, coleccionar mariposas o meterme a la cocina con el manual de Adela.

Fotografía de 1865

Diana! Hemos dado con nuestro personaje del día. El inefable GIOACCHINO ROSSINI. Nació en Pesaro tal día 29 de 1792. Parece que eligiendo esta fecha iniciaba a enviarnos su peculiar viso humorístico, que en su futura música, desde la ópera a piezas más diversas, nos iba a legar. A los 37 años, en pleno éxito guarda el papel pautado y se dedica al bon vivre, a reunir amigos en su casa del barrio parisino de Passy para disfrutar en compañía y en particular a la cocina. Es un gastrónomo empedernido y reconocido. Canelones Rossini, Tournedo Rossini, Ensalada Rossini, recetas que nos han llegado y podemos cocinar tal cual él lo hizo.

Pero seriedad señores. Rossini es músico, gran músico, nuestro músico de hoy 29. Un músico que va a revolucionar el estilo operístico de la época y cuya impronta estética nos ha legado. Rossini es el puente que une las postrimerías del XVIII con el Romanticismo del XIX a través de la influencia mozartiana, despojando todos los hábitos y vicios de la Grand-Ópera reinante principalmente en Paris. Nos va a conducir a una nueva Grand-Ópera y a otro  estilo bufo diferente, vivo, fluído, espontáneo, brillante, justificado, nuevo.  Revisa la ópera seria y la despoja de improductivos pasajes de recitativo seco acompañado (básicamente por clave, bajo o acordes elementales) previo al aria protagonista.

Caricatura de Rossini 220px-Rossini
Caricatura en la portada de Hanneton, 1867

Rossini aprovecha todo lo bueno del barroco tardío de los Pergolesi o Cimarosa y principalmente Mozart, genio este que ya había propuesto un claro futuro al género, y recicla de principio a fin el fluir de todo el discurso para fundir todos los elementos en un todo productivo y avanzado de la concepción del teatro musical.

Rossini va a introducir algo verdaderamente transcendental. Mozart, no lo olvidemos, ya lo había introducido sabiamente. Rossini crea la “obertura orquestal” con factura de naturaleza de la ópera infundiéndole un carácter totalmente sinfónico. Sus oberturas son sinfonías previas a la acción con orquestación magistral y estilo inconfundible. Igualmente, en plena acción escénica la orquesta es prodigiosa. La Italiana en Argel, El Barbero, Semiramide o Guillermo Tell , La scala di seta, La gazza ladra, etc.,  nos lo muestran sin excepción. La obertura de Guillermo Tell puede ser un perfecto poema sinfónico.

Observa. Karajan dirige a sus Berliner:

La siguiente característica de Rossini es de importancia capital, un género dentro del género. El Bel Canto. Rossini lanza al mundo de la ópera el estilo belcantista, la forma de cantar bello, la melodía bella, rica, con coloratura, ligera, lucida, rica, graciosa y también de bravura. El canto ya no será igual en el futuro. El  Bel Canto  es una escuela que cualquier cantante debe practicar, educa la voz. Un avance sin posibilidad de réplica. A pesar de que el romanticismo del estilo verista que se impuso en el XIX, y olvidó injustamente el Bel Canto, felizmente se recuperó. Fue la Divina Callas a quien debemos haber recuperado en plena mitad del siglo XX el Bel Canto. Veamos como canta “Bel raggio lusinghier” de Semiramide:

y aquí tenemos al campeón actual de la coloratura, Juan Diego Flórez, también en Semiramide:

Venga, unas puntaditas más a este tapiz y cumplimos con Don Gioacchino.  ¿Qué podemos perfilar de nuestro simpático personaje? El humor. Sus óperas bufas son auténticas filigranas desternillantes a la vez que piezas maestras. Nada es gratuito, todo está cosido y con el más fino encaje. Cómo aguantarse en la butaca la carcajada en la antológica escena de El Barbero de Sevilla, cuando Almaviva va a casa del doctor Bartolo, disfrazado como alumno de canto, pretendiendo actuar como un sustituto de su supuestamente enfermo maestro Basilio, para acceder a su Rosina:

avanza, por favor  el cursor en la barra de time del video a  1:34:52 hasta 1:38:00 (3′)

Concertante final del descacharrante “Il viaggio a Reims”, por Abbado  y 14 voces. Un auténtico e ingenioso derroche de orgía lírica. Mira, mira el plantel. Fantástico.

Ahora avanza, otra vez por favor (disculpa, no encuentro corte hecho) con el cursor en la barra de time del video a  1:28:40 – hasta 1:33:54, y comprobarás otro rasgo inconfundible de Rossini: el progresivo y envolvente crescendo-accellerando(*), que prodiga con absoluto dominio, tanto en las oberturas como en los concertantes (5′) El Barbero, nuevamente.

También creó una especie de subcuerda o registro especial de mezzosoprano con coloratura y amplia tesitura. Una de las más grandes fue la americana Marilyn Horne.

En resumen, nuestro gran Rossini, “el cisne de Pesaro”, en 29 años de curre, se forró y puso una página de oro en la historia de la ópera. Se retiró de la escena y se dedicó a la cocina que le apasionaba. Ahí está su oronda estampa barriguil. Se casó dos veces. La primera con la cantante de moda Isabella Colbrán que falleció en 1845 y más tarde con Olympe Pélissier, una famosa modelo de artistas que vivió con Rossini hasta que murió en París el 13 de noviembre de 1868. Fue un auténtico “factotum de la citá”.

Rossini, tan original y singular humor como para elegir venir al mundo en un día 29.

(Cita humorística de nuestro chef : “Wagner tiene sus momentos….y sus cuartos de hora”, no es para tomárselo a mal)

(*) Nota. No debe confundirse nunca este recurso y característica rossiniana, que también practican muchos compositores, con ritmo. El ritmo  no es sinónimo de tempo o velocidad El ritmo es uno de los elementos naturales de cualquier música, un rasgo inherente de expresión. Toda música tiene su ritmo en cuanto se crea, bien sea rápida o lenta. Una lenta habanera tiene ritmo, igual que un bolero o un tango. No confundamos el término.

 

 

Día de invierno. Wagneriada.

Hace un día maravilloso……invierno, caray, para quedarte en casa, a tu vicio. Ya estoy en el Fuego mágico, el Tuerto ha dormido a Brunilda. Hoy cae la Tetralogía enterita, de un tirón, faltaría más. Tengo hasta las 5 de la mañana. Gozada. Como aquella primera vez con los Lps. de Böhm del 66 de una tacada, que inicié sobre las diez; sólo comí rapidito la sopa de verduras de mi madre, tan rica, y la merluzita. Y ale! al tocata, a mi Garrard otra vez, hasta casi las 3 de la madrugada.
Ahí está, la fantástica versión del Met de 2012 que proyectamos el jueves, con los eruditos comentarios de nuestro dottore Fernando Sáez.

Sigo en hoy, para mí 27. Tengo mucho tiempo. Ya he llegado al Ocaso, ya están las Nornas contándonos cómo perdió el ojo Wotan rompiendo la rama del fresno sagrado para hacerse la lanza con que pensaba tener el dominio absoluto eterno…….

Voy fenomenal, para las 04:30 me lo ventilo, hoy! Qué gozada. Y aún pienso escuchar ….yo que sé….”El día que me quieras” p.ej.

Y así nació la Ópera

Frontispiece_of_L'OrfeoToma nota, por favor. Hoy, 24 de febrero, hace 409 años que nació la Ópera como género musical que actualmente identificamos. Vamos a ver si somos capaces de dar unas pinceladas que nos sitúen en dicha afirmación, un hecho de la mayor transcendencia de la historia de la música.

Nos situamos en la Italia renacentista de finales del XVI y principios del XVII, en Ferrara, Venecia, Roma, Mantua y Florencia, los músicos de oficio y los nobles deseos de primar a la cultura y a las grandes artes, a ver cómo acertaban con una especie de piedra filosofal musical que revolucionase y renovase todo lo que se estaba haciendo hasta entonces. La fábulas pastoriles, madrigales, balletos, intermedios y farsas musicales no les parecían ser suficientes para colmar sus inquietudes. En la intelectual Florencia, corte de los Médicis, trabajaban muchos músicos.En aquellos entornos vemos a los magníficos de la época, Giulio Caccini, Jacopo Peri Rinuccini, Mauro Malvezzi, Manenti y el más influyente probablemente Emilio de Cavalieri y, ojo al dato, aún estaba a sus labores el gran Palestrina.

Sigue leyendo